Uno de los vehículos con mayor potencial de General Motors lleva por nombre Cruise AV, fue presentado en enero de este año y destaca por no contar con volante ni pedales. Es un vehículo 100% autónomo con un diseño exterior muy llamativo.

 

Cruise AV comenzará a venderse en 2019 y es el primer vehículo listo para producción construido desde cero para operar de forma segura por sí solo sin ayuda de un conductor, volante, pedales o controles manuales.

 

Nota relacionada: Las tecnologías que General Motors emplea para el Cruise AV
 

 

El futuro sin volante ni pedales

 

 

El vehículo autónomo de GM cuenta con avanzados sistemas y sensores con la capacidad de ver el entorno en 360°, tanto de día como de noche. Está diseñado para identificar peatones o cualquier objeto que se cruce en su camino repentinamente y responder en consecuencia. Puede maniobrar a través de conos, ceder el paso a vehículos de emergencia y reaccionar para evitar colisiones.

 

Cruise AV tiene 5 LiDARs (sensores láser de alta precisión que detectan objetos fijos y en movimiento), 16 cámaras y 21 radares.

 

 

General Motors apostará, en los próximos años, por la conducción autónoma y una muestra es que han invertido más de 100 millones de dólares en la fabricación de vehículos que pueden conducirse solos. La producción de estos modelos será una exclusiva, inicialmente, para la planta de Michigan.

 

La compañía lleva más de un año probando y desarrollando sistemas de conducción autónoma para operan en las calles de los Estados Unidos. 

 

Fuente y nota completa: Paréntesis.com

En 2019, llega el Cruise AV, el auto sin volante ni pedales