Para probar que no hay límites entre las promociones en línea y en tienda, llegan los Hot Days justo a mitad de año –del 24 de mayo al 3 de junio–, para poder desde remodelar la casa hasta dar mantenimiento al auto, pasando por empezar un pequeño gimnasio personal (ya es necesario, ¿no crees?). 

 

En este sentido y antes de aprovechar "los precios bajos siempre", ¿es mejor comprar a meses sin intereses o con descuentos directos?

Toma nota de las ventajas de estas y otras formas de pago para determinar qué le conviene más a tu bolsillo, según diversos factores, como el precio final del producto, su vida útil, presupuesto y capacidad de pago. 

 

​

 

Descuentos directos 

Si eres de las personas que ahorran en espera de una buena oferta y ya tienen un presupuesto asignado para, por ejemplo, darle mantenimiento completo al auto o adquirir algún electrodoméstico, el descuento directo en pago de contado es para ti.

 

La disminución en el precio inicial da la oportunidad de realizar una sola inversión sin que tus ingresos se vean afectados, ni mucho menos tus ahorros. 

 

 

Meses sin intereses

Para productos como salas y comedores, centros de entretenimiento, equipos de cómputo o cualquier otra compra considerada de “alto impacto”, suele ser bastante útil la opción de meses sin intereses. La razón es sencilla: se destina sólo un pequeño porcentaje de los ingresos a la adquisición de un bien inmediato, lo que no tendría que afectar los gatos fijos, como renta, comida, entretenimiento o inversión. 

Toma en cuenta además que, al adquirir este compromiso de forma responsable, generas un historial crediticio, es decir, una carta de presentación que puede servir al momento de solicitar un préstamo para bienes mayores, como una casa o departamento.

 

Antes de elegir esta forma de pago, pregúntate si el producto que te interesa adquirir te generará un beneficio constante, incluso después de haber liquidado su pago (sí, el entretenimiento también cuenta).

 

 

Bonificaciones y beneficios a tarjetahabientes

Si bien no es necesario contar con una tarjeta de crédito o débito para aprovechar las promociones en los Hot Days, debido a sus diversas formas de pago, como comprar en línea y pagar en efectivo en tienda, en ocasiones, el plástico bancario puede traerte beneficios exclusivos. Por ejemplo, algunas tiendas como Walmart tienen alianzas con instituciones bancarias que ofrecen ventajas como un plazo mayor de meses sin intereses, descuentos directos sobre tus compras, envíos sin costo y bonificación de meses en pagos parcializados, así como la devolución de dinero en efectivo en algunos casos. 

 

Recuerda que para mantener unas finanzas sanas, es recomendable no destinar más del 30% de los ingresos mensuales en pagos diferidos. 

 

Busca y compara

Si lo que buscas se enfoca en complementar tu hogar, oficina o negocio, no olvides revisar toda la oferta que se encuentra en el mercado, además de verificar características para tener la seguridad de escoger la mejor opción con el mayor rendimiento.

En la mayor parte de las páginas de ventas en Internet, puedes filtrar tus búsquedas por marcas, rangos de precio, funcionalidad, tamaño, color, etcétera. 

 

Vale la pena decir que entre las opciones de Walmart para recibir tus productos, se encuentra  “recoge en tienda”, por si se te dificulta recibirlos en casa. Sin embargo, durante los Hot Days habrá envíos gratuitos, así que verifica qué productos participan en esta modalidad.   

 

 

Recuerda que una compra inteligente es aquella que satisface una necesidad o genera un beneficio sin dañar tus finanzas personales.

 

No está demás que revises constantemente las promociones de este evento exclusivo de Walmart, Sam’s Club, Superama y Bodega Aurrera, para comprar eso que te hace falta al mejor precio.

Fuente y nota completa: Paréntesis.com

Hot Days: meses sin intereses vs. descuentos directos